MINDFULNESS

tratamiento adicciones madrid mindfulness

MINDFULNESS

Nueva técnica, el camino a la abstinencia….

En los últimos años se han visto en aumento los centros que ofrecen cursos y talleres de mindfulness como nuevo método de relajación que ayuda a las personas tanto para manejar el estrés como la ansiedad u otros problemas del día a día, dotándonos de las estrategias más adecuadas a nuestro caso para hallar la calma y felicidad en esta sociedad actual tan acelerada y exigente en todos los sentidos.

¿Qué es el mindfulness?

En efecto, el mindfulness es un tipo de relajación que está en plena expansión, aunque todavía existen muchos mitos y dudas sobre qué es y en qué consiste realmente.

Se trata de una filosofía de vida que incluye la práctica de la relajación y la meditación, pero que busca lograr un estado de atención plena en nuestra conciencia, con el fin de llegar a la relajación y no elaborar juicios sobre nuestras sensaciones, sentimientos o pensamientos. Saber qué nos está pasando internamente en cada momento a través del control de los procesos atencionales. Así, el mindfulness consigue separar las personas de sus sentimientos y pensamientos para poder reconocerlos y así poner en duda los patrones mentales actuales, y prestar toda la atención en el momento presente, en el aquí y en el ahora. Con ello no queremos decir que suponga dejar la mente en blanco o suprimir nuestras emociones, ya que ambas cosas no se pueden realizar. La mente está en continuo funcionamiento, generando pensamientos y respondiendo afectivamente a las circunstancias tanto internas como externas. El objetivo del mindfulness es conseguir regular las emociones, sentimientos y pensamientos, al hacernos conscientes de ellos, aprendiendo por qué surgen, cómo y cuándo, y así no respondiendo de manera impulsiva, sino trabajándolos para poder dar las soluciones más adecuadas, y no permitiendo así que los pensamientos negativos nos hundan, bloqueándonos, cuando las cosas no son como nos esperamos o nos superan.

¿Qué beneficios tiene esta práctica para mi vida?

El mindfulness nos ayuda a mejorar nuestra atención, a focalizar nuestra mente en el momento presente para tomar mejores decisiones y resolver los problemas de la mejor manera posible, usando nuestras emociones a nuestro favor, manejando así el estrés, la ira, la frustración, la tristeza, etc., y por tanto desarrollando mayor sentido de autoeficacia y autoconfianza que nos permite estar más motivados a conseguir nuestras metas y objetivos.

“Aquí, ahora, en este momento”

Desde un punto de vista científico, al tratarse de un método cognitivo desvinculado de cualquier dogma, el uso de esta metodología ha conllevado el estudio de su eficacia en diferentes campos, donde, efectivamente, ha demostrado su potencial y validez. Así, se ha observado científicamente sus beneficios en el autocontrol de niños y niñas, la mejora de los niveles de estrés y ansiedad o los estados depresivos, el desarrollo de la resiliencia y recursos de afrontamiento, la reducción del dolor crónico, la mejora o desaparición del insomnio, etc. Además, se han observado mejoras en la memoria, en la capacidad de concentración y atención, en la autoconciencia y en la inteligencia emocional.

En definitiva, el objetivo del mindfulness consiste en dotar a las personas de un método que les permite gestionar las emociones, sentimientos, pensamientos y comportamientos. De este modo, se afrontan mejor las situaciones y adversidades que nos presenta la sociedad actual mediante el conocimiento de uno mismo y la aceptación, siempre focalizado en el momento presente. Persigue aprender a controlar nuestras reacciones internas, no permitiendo que sean tan intensas y nos bloqueen, minimizando así el impacto de las cosas negativas que nos sucede.

¿Cuál es la mejor manera de realizarlo?

Para comenzar con esta práctica, lo mejor y más aconsejable es acudir a centros especializados con profesionales que puedan enseñar el manejo y control emocional, la focalización en uno mismo. Una vez aprendida la técnica, se recomienda la realización de ejercicios de mindfulness de manera diaria, siempre en un lugar tranquilo y en una postura cómoda, que nos permita poder focalizarnos en nosotros mismos sin interrupciones. Por lo tanto, aunque requiere de aprendizaje y práctica, se debe considerar que los beneficios son muy altos para nuestro propio bienestar.

No Comments

Post A Comment